Mar 102017
 

Los y las fans tendrán que seguir esperando a que su autor George R.R. Martin redacte la evolucion de la historia de siete reinos en papel. Mucho antes se conocerán las experiencias de humanos y zombies en Poniente con la llegada del invierno a la televisión. Una llegada que, esta temporada, la séptima de la ficción televisiva, llegará el 16 de Julio según anunciaba ayer HBO.

Ya era hora, diran algunos. Sin embargo, habrá que recordarles que la serie de televisión ya camina por su cuenta y riesgo sin la guia esperitual ni materia de Martin, padre de la criatura, que solo depende su imaginación y ganas de trabajar para publicar sus libros. En la tele todo es más complejo, ceentos de actores, guionistas sin norte ni sur, decenas de tecnicos, exteriores…. Todo un circo.
Un circo que para esta temporada se puso en marcha en las costas de Euskadi, siguió luego por Andalucia y Extremadura, para proseguir en los estudios de Irlanda y concluir en la inhóspita Islandia.
En todo caso, la fecha exacta de estreno que habia estado envuelta en el misterio por los ejecutivos de HBO y fomentado el debate en redes sociales entre la legión de fans del espectáculo desde que la temporada seis terminó en junio de 2016.
Y precisamente el secreto desvelado se anunciaba en su página de Facebook a través de una transmisión en vivo de Facebook. En una de las fechas de estreno más creativas revela, HBO encerraba la fecha en una losa gigante de hielo. Los espectadores de la corriente se han animado a comentar la palabra “fuego” y esperar un cuarto de hora interminable para averiguar que se trataba del 16 de julio de 2017.
HBO también publicó un teaser de lo que está por venir, que termina con Jon Nieve afirmando: “Sólo hay una guerra que importa, la Gran Guerra, y está aquí” y un gran ojo azul. Las novedades llegan un día después del lanzamiento del póster de la séptima temporada, en el que el hielo y el fuego son los grandes protagonistas y que ilustra un esperado encuentro.

Share

Sorry, the comment form is closed at this time.